Buscar profesionales

Categoría: American Journal of Ophthalmology: Pedro Arriola

20 abril, 2016

Autores

Busin M, Scorcia V, Leon P, Nahum Y Am J Ophthalmol 2016; 162: 132-139

Resumen

Objetivo: Evaluar los resultados de una nueva técnica para DALK empleando una inyección de aire 2 mm dentro de una trepanación profunda (prevista dentro de 100 micras desde el endotelio) obtenida mediante un trépano regulado mediante OCT de segmento anterior.

Métodos: Se trata de una serie de casos retrospectiva no comparativa en la que se evaluó la tasa de éxitos y la curva de aprendizaje de la disección con aire en ojos con queratocono sin leucoma mediante una DALK estándar incluyendo una trepanación prevista en las 100 micras más profundas del espesor corneal (basada en las medidas de grosor corneal en ese punto determinadas con OCT-SA) y la inyección de aire mediante cánula avanzando 1-2 mm centrípetamente. Se analizaron los parámetros quirúrgicos, tasa de éxito de la disección con aire y las complicaciones.

Resultados: Se incluyeron en el estudio 88 ojos de 88 pacientes. Se consiguió la disección con aire en 75 ojos (85%). No se encontró correlación significativa entre el número de casos realizados y la tasa de éxito para este cirujano. Las complicaciones incluyeron perdida de succión durante la trep

17 marzo, 2016

Autores

Kim C, Kim KN, Kang TS, Jo YJ, Kim JY Am J Ophthalmol 2016;162:132-139.  

Resumen

Objetivo: Explorar los cambios en longitud axial (LA) y error refractivo tras normalización no invasiva de la PIO desde valores elevados.

Métodos: Se trata de un estudio prospectivo observacional en el que se incluyeron 51 pacientes consecutivos con una elevación anormal unilateral de la PIO (≥10 mmHg que el otro ojo, que tenía PIO ≤21 mmHg). Se midió la LA y queratometría mediante biometría óptica (IOLMaster) antes y después de la normalización de la PIO (definida como el mantenimiento de una diferencia de PIO ≤3 mmHg con el otro ojo, con o sin aplicación de terapia tópica hipotensora). También se determinó la diferencia refractiva predicha (el error refractivo predicho tras la normalización de la PIO tras poner una LIO con su potencia para emetropía determinada previamente a la normalización de la PIO).

Resultados: La LA se redujo significativamente de 23,5 a 23,3 mm tras la normalización de la PIO (de 45,9 mmHg a 14,3 mmHg, p<0,001). El cambio en la PIO tenía correlación con el de la LA (r=0,826, p<0,001) pero no con el de la queratometría (p=0,618). El cam

16 febrero, 2016

Autores

Vehof J, Smitt-Kamminga NS, Kozareva D, Nibourg SA, Hammond CJ Am J Ophthalmol 2016; 162: 59-65

Resumen

Objetivo: Investigar las características clínicas de pacientes con ojo seco con un síndrome de dolor crónico.

Métodos: Se trata de un estudio trasversal en el que se incluyeron 425 pacientes con ojo seco. Los síndromes de dolor crónico (síndrome de intestino irritable, dolor pélvico crónico y fibromialgia) fueron determinados mediante cuestionarios. Las variables obtenidas fueron el OSDI, osmolaridad lagrimal, tiempo de ruptura de la película lagrimal, hiperemia conjuntival, tinción de córnea y conjuntiva y cantidad de detritus. Estas variables se compararon entre pacientes con ojo seco y síndromes de dolor crónico y aquellos sin estos síndromes.

Resultados: Un total de 74 de los 425 pacientes con ojo seco (17%) tenían al menos un síndrome de dolor crónico. El valor de OSDI fue significativamente superior en los pacientes con síndrome de dolor crónico frente a aquellos que no lo tenían (45,8 vs 33,8, p&lt;0,005). Más aún, los pacientes con un síndrome de dolor crónico puntuaron más alto en todas las subescalas del OSDI. Sin embargo, los signos oculares eran similares o más leves en estos p

26 enero, 2016

Autores

Zarranz-Ventura J, Keane PA, Sim DA, Llorens V, Tufail A, Sadda SR, Dick AD, Lee RW, Pavesio C, Denniston AK, Adan A, for the EQUATOR study group Am J Ophthalmol 2016;161:172-180.

Resumen 

Objetivo: Evaluar un método propuesto de medida objetiva de la inflamación vítrea usando un OCT de dominio espectral (SD-OCT) en un gran grupo de pacientes con uveítis, incluyendo ojos pseudofáquicos y vitrectomizados.

Métodos: Se trata de un estudio de cohortes observacional retrospectivo en el que se incluyeron 105 ojos con diferentes grados de inflamación vítrea según los protocolos estándar con imágenes de SD-OCT Cirrus. Se recogió el estado fáquico, la existencia de cirugía vitreoretiniana previa y la celularidad y flare de cámara anterior. Las imágenes de OCT se analizaron usando un software que proporciona medidas absolutas de intensidad de señal en vítreo (VIT) y epitelio pigmentario de la retina (EPR), que se comparó para generar un ratio de densidad óptica relativa (RDOR).

Resultados: El RDOR mostró un correlación positiva significativa con el grado de vitritis (r=0,535, p<0,001), que permanecía significativo tras ajustar con factores que influyen en la opacidad de med

21 diciembre, 2015

Autores

Hashemi H, Miraftab M, Amin Seyedian M, Hafezi F, Bahrmandy H, Heidarian, Amanzadeh K, Nikbin H, Fotouhi A, Asgari S. Am J Ophthalmol 2015;160:1164-1170.  

Resumen

Objetivo: Comparar los resultados a largo plazo de los protocolos estándar y acelerado de cross-linking corneal (CXL) en el tratamiento del queratocono progresivo.

Métodos: Se trata de un ensayo clínico prospectivo aleatorizado en el que se incluyeron 31 pacientes. Un ojo de cada paciente fue tratado con el protocolo acelerado (18 mW/cm2, 5 minutos) y el otro ojo fue tratado con el protocolo estándar (3 mW/cm2, 30 minutos), usando la misma energía total de 5,4 J/cm2.

Resultados: A los 18 meses del tratamiento, el grupo que recibió tratamiento estándar mostró mejoría significativa en el equivalente esférico, queratometría, valor Q de asfericidad, índice de varianza de superficie, índice de queratocono y descenso de grosor corneal central, pero no cambios significativos en agudeza visual, histéresis corneal, factor de resistencia corneal, área P2 y recuento endotelial. En el grupo de tratamiento acelerado, solo hubo cambio significativo en el grosor corneal central. Sin embargo, ninguno de los parámetros mostró

26 noviembre, 2015

Autores del artículo original:

Chan AT, Ulate R, Goldich Y, Rootman DS, Chan CC.

Resumen

Objetivo: Describir los resultados de pacientes con degeneración marginal de Terrien (DMT). Métodos: Se trata de una serie de casos retrospectiva en la que se realizó una revisión de la historia clínica de 25 pacientes (43 ojos) con DMT vistos en la consulta de Córnea del Toronto Western Hospital. Las variables obtenidos fueron datos demograficos, localización de la enfermedad, astigmatismo topográfico, agudeza visual, enfermedad ocular coexistente y manejo quirúrgico. Resultados: La edad media de presentación fue de 44 años (rango 20-82 años) y el 54% eran hombres. 18 pacientes (72%) tenían enfermedad bilateral. El seguimiento medio fue de 30,3 meses. El astigmatismo topográfico medio fue de 4,02 D a 5º. El cambio medio de astigmatismo un año tras el diagnóstico fue de 0,75vD, a los dos años de 1,22 D y a los tres años de 1,68 D. La AVMC al inicio fue de 20/46 y al final del seguimiento de 20/48. Los ojos que requirieron cirugía (23,3%) tenían una AVMC de 20/81 en el debut y 20/106 tras la intervención. Se perforaron cinco ojos, cuatro de forma espo

26 octubre, 2015

Autores del artículo original:

Tounami S, Fardeau C, Vanier A, Knoeri J, Simon C, Tzenas du Montcel S, Troumani Y, Bodaghi B, Le Hoang P.

Resumen

Objetivo: Determinar la correlación estadística entre la agudeza visual (AV) y varios parámetros cuantitativos relevantes en la evaluación de la retinocoroidopatía de Birdshot (RCB). Métodos: Pacientes con RCB HLA29+ fueron incluidos entre Mayo y Agosto de 2013 en un centro terciario (Hospital Pitié-Salpétrière, Paris). Se recogieron datos demográficos y los siguientes datos en la visita basal: AV, grado de reacción inflamatoria anterior y posterior, grosor foveal medido con tomografía de coherencia óptica (OCT) y Arden ratio y pico de luz en la electrooculografía (EOG). La variable principal fue la correlación entre la AV y otros parámetros del ojo afecto y el adelfo mediante las coeficientes de correlación de Spearman. Resultados: Se incluyeron 55 pacientes con AV de 6/9,5 en OD y 6/12 en OI. El grosor foveal central fue de 240 micras (rango 112-606) en OD y 251 micras (85-662) en OI. El ratio de Arden medio fue 159% en OD y 160% en OI. EL pico de luz en el EOG fue de 714 mV (rango 316-1379) en OD

29 septiembre, 2015

Autores del artículo original:

Saraf SS, Ryu CL, Ober MD.

Resumen

Objetivo: Determinar si la cirugía de catarata contribuye a la progresión de la degeneración macular asociada a la edad (DMAE) exudativa. Métodos: Se trata de un estudio de cohortes retrospectivo, en el que se incluyeron pacientes con DMAE exudativa a los que se operó de catarata en la mitad de un tiempo de estudio de un año. Un grupo control incluyó pacientes con DMAE exudativa en tratamiento con anti-VEGF que no fueron operados de catarata. Se compararon entre ambos grupos la AVMC, el número de anti VEGF recibidos y las características de la OCT. Resultados: Se incluyeron 40 pacientes en el grupo intervenido y 42 en el no intervenido. La AVMC fue equivalente en la primera mitad del estudio, para hacerse después significativamente mejor en el grupo operado (mejoría en logMAR de 0,23±0,65 vs 0,11±0,59, P=0,049). No hubo cambios en el número de inyecciones recibidas antes y después de la intervención en el grupo operado (P=0,921). El grosor macular central por OCT se hizo mayor en el grupo intervenido frente al no operado (265,4±98,4 micras vs 216,4±58,3 micras, P=0,011). Los

29 agosto, 2015

Autores del artículo original:

Law SK, Lowe S, Law SM, Giaconi JA, Coleman AL, Caprioli J.

Resumen

Objetivo: Evaluar la acupuntura como tratamiento del glaucoma Métodos: Se trata de un estudio prospectivo doble-ciego aleatorizado cruzado, en el que se incluyó un ojo por paciente con glaucoma primario de ángulo abierto (GPAA) y PIO estable. Los pacientes fueron aleatorizados a recibir una serie de 12 sesiones de acupuntura con puntos de acupuntura relacionados con el ojo (puntos oculares) o no relacionados (puntos no oculares) y después pasaron a recibir la otra serie de sesiones. Se recogieron las siguientes variables: PIO, presión arterial (PA), frecuencia cardíaca (La acupuntura no tiene efecto sobre la PIO diurna o la AVMC pero puede elevar de forma transitoria la PIO tras una sesión de tratamiento. La TA se reduce tras la acupuntura de puntos no oculares pero no con la de puntos oculares. La tasa de cumplimiento y de efectos adversos fue baja.FC), AVMC, campos visuales (CV), medidas de nervio óptico y capa de fibras nerviosas (CFN), así como cumplimiento y efectos adversos. Resultados: Se presentaron 22 pacientes voluntarios, de los cuales 11 (

3 julio, 2015

Autores del artículo original:

Dossarps D, Bron AM, Koehrer P, Aho-Glélé LS, Creuzot-Garcher C.

Resumen

Objetivo: Publicar la incidencia y características de la endoftalmitis tras inyecciones intravítreas de agentes anti VEGF o corticoides y describir las características microbiológicas, el manejo y los resultados de estos ojos con endoftalmitis aguda en Francia. Métodos: Se trata de un estudio retrospectivo, multicéntrico nacional de serie de casos en el que se incluyeron 316.576 inyecciones realizadas entre el 2 de Enero de 2008 y el 30 de Junio de 2013 en 25 centros oftálmicos franceses. Se determinó el número de inyecciones en cada centro según códigos de facturación y se registró el protocolo de inyección. Se revisaron los registros e historias clínicas en cada centro para identificar pacientes tratados con endoftalmitis tras inyección intravítrea en ese periodo. Las principales variables estudiadas fueron la incidencia de endoftalmitis clínica y la agudeza visual de esos casos de endoftalmitis. Resultados: Durante el periodo de estudio, se hallaron 65 casos de presunta endoftalmitis, resultando en una incidencia general de 0,021% (2,

3 junio, 2015

Autores del artículo original:

Shoughy SS, Jaroudi MO, Kozak I, Tabbara KF.

Resumen

Objetivo: Describir los hallazgos de tomografía de coherencia óptica (OCT) en ojos con escleritis anterior activa y compararlos con aquellos con epiescleritis y controles. Métodos: Se trata de un estudio de evaluación prospectiva de una prueba diagnóstica. Se incluyeron un total de 30 ojos de 30 pacientes con inflamación escleral o epiescleral anterior unilateral. Los ojos contralaterales sin enfermedad ocular activa sirvieron como controles. El OCT se realizó sobre la esclera anterior en la zona inflamada en todos los casos. Las imágenes de OCT fueron analizadas para determinar el grosor escleral y la presencia o ausencia de áreas hiporreflectivas esclerales que representen edema intraescleral. Resultados: Se incluyeron 17 varones y 13 mujeres, con una edad media de 43 años (rango 21-77 años). 18 pacientes presentaban escleritis anterior y 12 epiescleritis. El grosor transconjuntival medio en ojos normales fue de 747±68,97 micras (rango 616-877), en pacientes con escleritis de 882±87,35 micras (773-1089) y de 825±85,57 (718-949) en pacientes con epiescleritis.

3 mayo, 2015

Autores del artículo original:

Soeters N, Wisse, RPL, Godefrooij DA, Imhof SM, Tahzib NG.

Resumen

Objetivo: Comparar los efectos clínicos y la seguridad del Cross-linking corneal (CXL) transepitelial con el CXL epitelio-off (epi-off) en el queratocono (KC) progresivo Métodos: Se trata de un ensayo clínico aleatorizado de no inferioridad. Los pacientes recibieron CXL transepitelial con Ricrolin TE (n=35) o CXL epi-off con riboflavina isotónica (n=26) usando un procedimiento de aleatorización simple no restringido. La variable principal de resultados fue la estabilización clínica del KC al año de tratamiento, definido como un aumento de la queratometría max (kmax) de menos de 1 dioptría (D) Resultados: La Kmax media fue estable en todas las visitas en el grupo de CXL transepitelial, mientras que en el grupo de CXL epi-off se demostró un aplanamiento significativo de 1,2-1,5 D a partir del tercer mes de tratamiento. La tendencia a lo largo del tiempo en el aplanamiento de la Kmax fue significativamente diferente en los dos grupos (P=0,022). Ocho ojos (23%) en el grupo transepitelial mostraron un incremento mayor de 1 D en la Kmax (rango 1,3-5,4) vs ni

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies. ACEPTAR

Aviso de cookies